especias mundiales

Las especias son usadas en todo el mundo con las mismas finalidades, pero existen mezclas de especias mundiales que otorgan a cada país un toque único y característico. La mezcla de especias se convierte en un emblema.

  • Ras el Hanout.

Proviene de Marruecos, su origen se atribuye a un comerciante llamado Abdalá, al llegar al mercado de Sáhara para vender sus especias los dromedarios que transportaban la mercancía se enzarzaron en una pelea esparciendo la misma por los suelos, Abdala no contento con perder la mercancía creó una estrategia alabando las cualidades de esa mezcla resultante.

El Ras el Hanout contiene diversas especias, raíces y flores secas. Se dice que esta mezcla puede contener de 4 a 100 especias y si queremos que el sabor sea completo es recomendable triturarlas con un mortero y para potenciarlo aún más debemos pasarla unos minutos por una sartén sin aceite.

La Ras el hanaut acumula un puñado de hierbas que no encontraremos en ningún otro lugar del mundo.

Su sabor cálido una ligera tonalidad picante y notas dulces lo hacen apropiado para adobar carnes, pescados y especialmente a la hora de preparar el cuscús.

  • Baharat turco.

Es el nombre que recibe una mezcla de especias de la cocina árabe, su composición varía según su región donde se elabore, el Baharat más común contiene los siguientes ingredientes: pimienta, canela, comino, pimentón, nuez moscada, coriandro y cardamomo.

Es usado para aromatizar cualquier tipo de alimento y en el norte de África se incluyen pétalos molidos cuando se adoba el cordero, ternera o en la elaboración de salsas.

  • Berberé etíope.

Se trata de una especia multiusos de la cocina etíope, su combinación picante y textura gruesa lo hacen apropiado a la hora de sazonar guisos, además de carnes de pollo y verduras.

Para su elaboración, se calientan las semillas en una sartén sin engrasar, cuando estas despendan su aroma se retiran del fuego y se pasan por un mortero. Más tarde se añaden los chiles, cuya cantidad depende del grado de picante que desee cada uno y por último la canela y el jengibre en polvo.

  • Masala Indio.

Esta mezcla de especias es originaria en el norte de la India y la mayor parte de las veces es usada en platos de carne.

Dependiendo del cocinero, el planto y la región la composición puede variar pero siempre suele incluir especias como el comino, la nuez moscada, canela, pimienta negra, chile en polvo y cardamomo.

 A la hora de su preparación, a diferencia de otras especias el Garam Masala se suele añadir al final de la cocción.

  • Achiote Mexicano

El achiote es una planta que crece en México y América Central, los mayas lo utilizaban para teñir su piel en algunos ritos religiosos, pero también hay quienes usan la pulpa para curar quemaduras o ampollas.

Se prepara con semillas de achiote, ajos, naranja, coriandro, sal kosher, conmino, pimienta negra, pimienta Jamaica y clavo.

Se unta en el cerdo, pescado y también en maricos ya que tiene un  sabor apimentado, picoso y dulzón.

El planeta disfruta de mezclas de especias mundiales que hacen de la comida una auténtica obra de arte.